Seguinos

Política

Anuncian el reemplazo de Pérez Estevan en Seguridad de Río Negro

La actual secretaria de Justicia, Betiana Minor, sería la nueva ministra.

|

La gobernadora Arabela Carreras anunciará hoy (17/09) el reemplazo de Gastón Pérez Estevan en el Ministerio de Seguridad. Su sucesora será Betiana Minor, actual secretaria de Justicia, según adelantó el sitio viedmense ADN Río Negro.

La presentación se haría durante la mañana, pero la asunción se concretará una vez que la Legislatura apruebe el pliego del actual ministro y jure como nuevo Fiscal de Estado.

En el caso de Minor, la funcionaria llegó a la Secretaría en julio de 2018 en reemplazo de Marcelo Estévez, quien migró al juzgado federal de Viedma. Antes, estaba a cargo de las relaciones institucionales del área con el Poder Judicial y los municipios del Ministerio. Llegó a Viedma desde Buenos Aires, para acompañar el proceso que llevaba adelante Darío Díaz en Narcocriminalidad. En Buenos Aires, integraba la Secretaría de Narcocriminalidad del Ministerio de Seguridad y Justicia de la Nación.

Minor tuvo a su cargo, en la Secretaría de Justicia, al Servicio Penitenciario Provincial y promovió modificaciones a la Ley Orgánica mediante las que se incorporaron nuevos escalafones para el personal de oficios, administrativos y maestranza, que permitió el ingreso de empleados para realizar labores específicas en los penales.

Política

Proponen que se inhabilite a quienes quieran ser candidatos y posean condenas de corrupción

La iniciativa es de la UCR Río Negro y piden que sea una ordenanza en cada ciudad de la provincia. También incluye condenas por violencia de género.

|

«Erradicar la corrupción en el ejercicio de la función pública, es una responsabilidad ineludible y la UCR de impulsará a través de sus concejales en cada localidad de la provincia», destacan en el denominado Proyecto de Ordenanza de Ficha Limpia que busca inhabilitar las precandidaturas y candidaturas, de aquellos que posean una condena en segunda instancia por actos de corrupción y/o de violencia de género.

«Si no es desde la legislación nacional hacia abajo, será desde abajo hacia arriba» es la consigna que propone la iniciativa, que impulsa la lucha contra la corrupción en los niveles locales, en virtud del freno que desde el actual oficialismo nacional, se le ha puesto al Proyecto de Ley, en el orden nacional.

Entre los fundamentos se consigna que «la sociedad argentina nos ha dado y da, claras señales de hartazgo frente a la corrupción de Estado. Esa corrupción, ejercida por funcionarios, electos o no, que muchas veces atraviesa transversalmente a la política, y la coloca en un terreno de desprestigio integral y generalizado, del que debe salir para poder abocarse seriamente a la tarea de construir un país mejor para todos los argentinos. Ello, sin contar con los daños estructurales que la corrupción le produce al aparato estatal y productivo del país, a partir de la generación de ineficiencias y exclusión, gastos indebidos, costos altísimos, desigualdades e inequidades, a través de las cuales se daña el tejido social y la credibilidad nacional».

Se propone una adecuación normativa que inhabilite precandidaturas y candidaturas a cargos electivos, para aquellos que «se encuentren en proceso judicial con una causa por actos de corrupción, en sus distintas acepciones, en el ejercicio de funciones en la administración pública, y hayan sido condenados en segunda instancia, aún cuando la misma se encuentre recurrida». Se le agregan en este caso las conductas delictivas vinculadas con la violencia de género, «a partir de la convicción que la misma y sus expresiones más aberrantes, como son los femicidios y el abuso sexual, no sólo no deben quedar impunes, sino que es necesario limitar a sus perpetradores el acceso a cargos de representación o participación política», dice el proyecto de la UCR.

«Se busca expresamente, fortalecer un abordaje responsable en el derecho electoral ciudadano en una democracia, en pos de un bien mayor, que es el bien común de una dirigencia honesta, para la sociedad en su conjunto», finalizaron desde el radicalismo rionegrino.

Seguir leyendo

Política

Proponen quitarles subsidios y ayudas a quienes usurpen terrenos

La propuesta es del legislador de Juntos por el Cambio, Juan Martín.

|

Mediante un proyecto de ley presentado ayer (21/10), el legislador provincial Juan Martin (Juntos por el Cambio) pidió excluir de todo tipo de programa de ayuda oficial a quienes participen de usurpaciones de terrenos y viviendas públicos o privados. La iniciativa contempla también la cesantía en caso de que se trate de empleados públicos y prohíbe la conexión de servicios a ocupaciones ilegales.

“Tenemos casos en los que desde el Estado se da apoyo material a quienes participan de las usurpaciones, o como las ayudas se usan de prenda de negociación”, señaló Juan Martin, considerando que “el Estado no puede negociar con delincuentes y mucho menos fomentarlos”.

El legislador detalló que “la propuesta es que quienes participen de usurpaciones queden excluidos por cinco años de los programas de ayuda, y en el caso de los empleados públicos que queden inhabilitados por dos años”.

Según el proyecto, no hará falta una sentencia judicial firme, “ya que se trata de delitos en flagrancia, donde los autores están filmados y son conocidos. Además, en muchos casos, llegan los funcionarios y reparten las ayudas en el lugar, y esto es lo que queremos terminar”.

“Además estamos creando un registro único de programas sociales, a cargo del Ministerio de Gobierno, para que haya un mayor control de quienes reciben ayudas”, explicó el parlamentario.

Juan Martin consideró que “con estas medidas lo que buscamos es desalentar las tomas, que en definitiva son el negocio de algunos vivos que en muchos casos se aprovechan de necesidades reales y que en otros directamente quieren sacar provecho o extorsionar al Estado y a los dueños de las tierras”.

Seguir leyendo

Gremios

«Argentina no está preparada para dejar de percibir el IFE»

Aguiar exigió «terminar con las especulaciones, garantizar la cuarta ayuda y darle continuidad bajo la figura de salario universal».

|

Ante la incertidumbre generada por la posible llegada de un cuarto Ingreso Familiar de Emergencia (IFE 4), el secretario adjunto nacional de ATE, Rodolfo Aguiar, reclamó que «se ponga fin a todas las especulaciones y se garantice el cuarto pago» del programa que busca ayudar a los sectores más golpeados por la pandemia.

«La Argentina no está preparada para dejar de recibir esta ayuda y además se debe pensar de manera responsable que la misma se debe transformar en un salario universal», indicó el dirigente. Hasta el momento, 9 millones de personas cobraron este beneficio, de los cuales el 61% (5,6 millones) son desocupados o trabajadores informales y aún no se confirmó su continuidad para los últimos meses del año.

Aguiar señaló que «se debe pensar en una renta básica destinada al mismo universo de personas y cuyo monto sea por lo menos el del nuevo salario mínimo, vital y móvil», considerando que «aunque sea insuficiente, permitiría a millones de hogares salir de la pobreza y la indigencia». El gobierno ya oficializó una actualización del ingreso mínimo que pasará a ser de $21.600 en marzo.

«Tenemos que superar este tipo de medidas que significan un paliativo o tienen un efecto mitigante frente a aquellos sectores que vieron disminuir o desaparecer sus ingresos por incidencia de la pandemia, y estructurar políticas de ingresos reales que contribuyan a reactivar la economía y ponerle fin a los problemas estructurales de nuestro país como son la pobreza y la desigualdad», explicó el sindicalista. Según el Indec, con un aumento del 3,8% en la canasta básica, una familia tipo necesitó de $47.216 en septiembre para superar la línea de pobreza.

Paralelamente, el adjunto de ATE insistió en exigir un impuesto a las grandes riquezas de carácter permanente. «Por supuesto que tenemos que promover la inclusión laboral y la contraprestación de los beneficiarios de distintos programas, pero para ello resulta necesario producir transformaciones profundas en un sistema impositivo actualmente regresivo y empezar por aprobar el tributo sobre las grandes fortunas».

Aguiar resaltó que «este gobierno heredó una Argentina empobrecida y con una deuda externa ilegítima e inmoral», pero sostuvo que «la crisis existirá un largo tiempo y no creemos que la podamos superar si los interlocutores son sólo la UIA y la CGT».

Seguir leyendo
Advertisement
Advertisement
Advertisement
Advertisement

Advertisement